Este martes, padres de los alumnos de la escuela de nivel inicial 407 de Rada Tilly se presentarán a la puerta del establecimiento a las 8:30 horas para reclamar que se reinicien las clases. Un grupo de ocho madres manifestaron que se harán cargo de la limpieza para permitir que comiencen las actividades. Las clases están suspendidas por la retención de servicios de los auxiliares de Educación.
El grupo de madres asistirá al establecimiento acompañado por una escribana que certificará “el normal funcionamiento” de la escuela, y se harían cargo de la limpieza de la escuela, 4 personas por la mañana y otras 4 por la tarde. La escribana también certificará la decisión de esas mujeres de hacerse cargo de la situación.
Los padres explicaron que ya habían enviado una nota a Supervisión de Escuelas pero no recibieron respuesta. Explicaron que las maestras están disponibles para dictar clases, pero los trabajadores que adhieren al reclamo por el pase a planta de auxiliares de Educación de ATE, mantienen las clases suspendidas.
El 8 de septiembre los padres habían enviado una carta advirtiendo que de no retomarse las actividades hasta este martes, ellos se presentarían en la escuela.

El reclamo

Desde hace un mes, trabajadores auxiliares de Educación afiliados a la Asociación de Trabajadores del Estado (ATE), comenzaron el plan de lucha. “Lo único que pedimos es que el gobierno sea sensible y tenga objeto político para que esto se destrabe aunque nunca lo tuvieron. Hace más de un año y medio estamos pidiendo que los compañeros pasen a planta y no hemos tenido ninguna novedad”, dijo el dirigente Gerardo Coronado, quien acompañó el reclamo en un corte de ruta este lunes.
El reclamo provocó congestión en el tránsito en las primeras horas de ayer cuando se concretaba la protesta de ATE instalada en la intersección de rutas 3 y 26.
“La mesa paritaria supuestamente era el miércoles y otros dicen que será el jueves pero es una paritaria media mentirosa porque a Comodoro Rivadavia no le llegó nada de lo que estamos pidiendo. Por lo tanto, al no tener convocatoria no podemos asistir”, sostuvo Coronado al tiempo que agregó que “la lucha comenzó en Comodoro, continuará acá y terminará acá. Queremos sentarnos, dialogar y que se solucione el problema”. Fuente: Adnsur