La Justicia le volvió a dar la razón a la Municipalidad de Rawson que, por decisión de la intendenta Rossana Artero, solicitó extender por otros 90 días la suspensión del nuevo cuadro tarifario decidido de manera unilateral por la Cooperativa de Servicios Públicos. Como consecuencia de la decisión judicial, en el caso de los vecinos que hayan pagado el incremento de la última factura la entidad deberá acreditar ese pago en la próxima factura.
Cabe recordar que, en mayo pasado, por decisión de Artero, la Municipalidad capitalina presentó una medida cautelar que fue avalada por la Justicia y por la cual quedó suspendido por 90 días cualquier incremento tarifario, dada la unilateralidad del mismo.
Sin embargo, la Cooperativa, bajo el argumento de que el plazo se venció, volvió a facturar el último mes con aumento sin que ese incremento haya pasado por el visto bueno del Concejo Deliberante, donde debe ser aprobado según lo que marca la legislación.

Nueva liquidación

Ante ello, la Asesoría Letrada municipal se presentó nuevamente en el Juzgado Civil, Comercial, Laboral, Rural y de Minería a cargo de Carlos Alberto Tesi para pedir la prórroga de la medida cautelar de mayo por 90 días más, “ordenando a la Cooperativa de Servicios Públicos la inmediata suspensión de los efectos del nuevo cuadro tarifario”.
Además, se solicitó que se ajuste “inmediatamente las facturas que se hubieren emitido con incremento, efectuándose nueva liquidación”. Y que, para el caso de los aumentos facturados y abonados por los vecinos, “sus importes deberán tenerse por abonados a cuenta reintegrándose sus montos en la próxima factura, hasta su compensación total”.

Reuniones

En virtud de la situación, este lunes el delegado municipal en la Cooperativa, Norberto Yauhar, se reunió con el presidente de la entidad, Marcelo Griffiths, quien le transmitió la preocupación por el fuerte incremento de la facturación de Cammesa que le llega todos los meses a la entidad.
Ante ello, el secretario de Gobierno y Coordinación de Gabinete, Jorge Aleua, se reunirá este martes con Griffiths, con la premisa transmitida por la intendenta Rossana Artero de que es necesario priorizar el cuidado del bolsillo de los vecinos para que los montos facturados no resulten abusivos.