En el día de ayer jueves, inició el debate del juicio oral y público contra un albañil de Trelew cuyas huellas digitales fueron hallados en elementos de un domicilio al que ingresaron ladrones en un hecho ocurrido en la ciudad de Rawson el 22 de noviembre del año 2015.
Se trata de Rubén Uribe, de 26 años de edad, cuyo domicilio del barrio Tiro Federal fue allanado por la policía al día siguiente lográndose recuperar un televisor led de 32 pulgadas que pertenecía a la señora Anahí Sandoval que en ese momento residía en la calle Alejandro Maíz 324 de Rawson. Los peritos del Área Criminalística arribaron al lugar del robo minutos después de haber sido convocados y en un DVD que presuntamente el ladrón no se alcanzó a llevar, encontraron huellas dactilares que sometidas al sistema AFIS con el que cuenta la Procuración General, determinaron que pertenecían a Rubén Uribe, un individuo con dos antecedentes por el mismo delito de “robo simple” aunque con resultados de sobresimiento.
Las audiencias son presididas por el juez César Zaratiegui y en representación del Ministerio Público Fiscal la acusación está a cargo del fiscal general Osvaldo Heiber a la vez que Uribe cuenta con la defensa pública del doctor Damián D’Antonio.
Entre los testigos se destaca la presencia de policías de la Brigada de Investigaciones que realizaron el allanamiento en la casa de Uribe además de efectivos de la Comisaría de Rawson.