El juez de Ejecución Penal, Alejandro Soñis le negó las salidas transitorias al pastor evangélico Jesús Cárdenas por no haber cumplido con el tratamiento psicológico que se ordenó cuando fue condenado en 2013. Las mismas las había reclamado el abogado adjunto de la Defensa Pública, Mauro Di Taranto, a favor de Jesús Rosendo Cárdenas, el pastor evangélico condenado a 8 años de prisión por abusar sexualmente de menores de edad
En representación del Ministerio Público Fiscal actuó el funcionario Ariel Corredera.

Pedido de la defensa

Desde la Defensa Pública se requirió que el Juez hiciera lugar al beneficio contemplado a los artículos 16 y 17 de la Ley 24.660, donde se especifica sobre las salidas transitorias y sus requisitos para acceder a la misma. El rango va de las 12 horas a las 72 y debe suministrarse de manera progresiva. En la ocasión, el pedido fue por 24 horas.
La solicitud fue acompañada con los correspondientes informes que exige la propia norma, entre ellos el elaborado por el área de Política Penitenciaria, el de la alcaidía y el informe social, los cuales dieron cuenta sobre la viabilidad de incorporarlo al régimen que se planteó.
Por otro lado, el representante del Ministerio Público Fiscal confirmó el dictamen favorable para la aplicación del beneficio, agregándose que están dados los requisitos legales para ello, aunque difirió en cuanto al tiempo de aplicación y en este sentido fue que se aceptó que fuera por 12 horas, en lugar de 24.

Tratamiento no cumplido

Tras conocer la coincidencia entre ambos ministerios públicos, el juez efectuó un análisis de la cuestión y al profundizar el mismo se advirtió que el condenado no cumplió con una de las exigencias que se marcaron en la sentencia dictada el 9 de septiembre de 2013, cuando se le impuso la pena de 8 años. Allí se ordenó que se someta a un tratamiento psicológico durante el período de cumplimiento de la pena, algo que no se realizó.
Además, en mayo del año pasado la psicóloga del Cuerpo Médico Forense lo analizó y en el informe social que se elaboró en aquella ocasión la profesional insistió en la necesidad de dar inicio a un tratamiento psicológico para promover “actitudes que fomenten la madurez emocional a través de la toma de decisiones responsables, control de las emociones de ansiedad e impulsividad”.
Esa recomendación reiterada e incumplida fue lo que motivó al magistrado a rechazar el pedido, aún contando con el aval de la parte acusadora, y en razón de ello fue que no se hizo lugar a las salidas transitorias de Cárdenas.

Pastor abusador

Se debe recordar que el pastor evangélico de 62 años quedó detenido el 6 de diciembre de 2014 tras la revisión que pidió la Fiscalía el confirmarse su condena de 8 años en segunda instancia. Esa audiencia la presidió el juez Miguel Ángel Caviglia y fue quien hizo lugar al pedido de la prisión preventiva que reclamó la Fiscalía.
El religioso fue juzgado y condenado el 30 de agosto de 2013 y en septiembre de ese año el tribunal notificó a las partes. Allí se le impuso la pena de 8 años de prisión efectiva por los abusos sexuales sufridos por dos nenas menores de 10 años, los cuales se cometieron entre abril de 2010 y agosto de 2011. A una de las criaturas el depravado le practicaba sexo oral y luego le entregaba 2 pesos, según la acusación fiscal.