PUERTO MADRYN – El chofer que fue demorado por efectivos de la Policía Federal Argentina (PFA), el sábado pasado, en el marco de un operativo llevado a cabo en el centro de la ciudad, aclaró que “no tengo nada que ver” y que debió permanecer demorado durante varias horas. Aseguró que los efectivos, que utilizaron un can detector de narcóticos en el vehículo, no pudieron detectar estupefacientes dentro del mismo, sino que recién dieron con la cocaína que “portaba el pasajero, al requisarlo, una vez que se encontraba fuera del vehículo”.
Se trata de un trabajador de una remisería ubicada en una zona cercana al centro de la ciudad, sostuvo que los estupefacientes secuestrados por los uniformados se encontraban “en la vestimenta de uno de sus pasajeros”, a la vez que lamentó haber tenido que atravesar una situación “estigmatizante”, cuando solamente conducía el vehículo, según relató.