La red social disminuye sus ingresos un 8%, pero aumenta en número de usuarios hasta los 328 millones en el primer trimestre y sitúa su cifra de negocio en 503 millones de euros


Muchos analistas dan por muerto a Twitter desde hace años, pero lo cierto es que la compañía resiste y sus resultados, aunque no son excesivamente buenos, suponen pérdidas menores para la red social que los registrados el año pasado. Twitter ha anunciado que en el primer trimestre de 2017 contabilizó unas pérdidas de 56,5 millones de euros, un 23% menos que en el mismo periodo de 2016.

Debido a ello las acciones de la compañía se han disparado un 11% en Bolsa. El número de usuarios activo alcanza los 328 millones en los tres primeros meses del año, lo que supone un avance trimestral del 3% y del 6% en un año. Así, el número de usuarios diarios activos, se incrementa un 14% en relación con el año previo, lo que supone el cuarto trimestre consecutivo en el que se acelera el crecimiento de este tipo de usuarios de la red social, aunque no se conocen las cifras absolutas.

Además, la cifra de negocio en este primer trimestre se sitúa en los 503,2 millones de euros, un dato un 8% por debajo de la facturación registrada un año antes, pero los gastos de explotación se incrementan un 11% hasta los 202,2 millones de euros.

Durante la presentación, Twitter ha que sus costes para generar publicidad han caído un 63% en términos interanuales, lo que también ha animado a los inversores y ha sido otra de las causas de la gran subida en Bolsa de la compañía durante el día de hoy.

“Estamos convencidos de que el crecimiento de nuestra audiencia se debe a la combinación de: crecimiento orgánico (reflejo también de la temporalidad), mejoras de producto (incluida una mayor relevancia del timeline y las notificaciones), y los esfuerzos en marketing”, dicen desde la empresa.