Se trata de una versión web móvil para reinar en los mercados emergentes. Las imágenes no se descargan para no consumir datos.


Facebook y Twitter son dos de las aplicaciones que más batería consumen de los smarthpones y también se hacen con la mayoría de datos de la tarifa de internet contratada. Facebook hace unas semanas puso remedio a este problema con el lanzamiento de su versión Lite y este jueves Twitter ha emprendido el mismo camino.

La red de microblogging ha presentado una versión reducida de su web móvil que reduce el consumo de datos en un 70% y es hasta un 30% más rápida. A diferencia de los ingenieros de Mark Zuckerberg, que sí han presentado unas apps para Messenger y Facebook ‘light’, Twitter se centra en versión web.

Twitter Lite está disponible ya para dispositivos móviles Android y iOS. La nueva versión de la red es su tamaño que sólo ocupa 1 MB, por lo que su carga en dispositivos móviles se acelera hasta un 30%, según los ingenieros de Twitter.

La reducción del consumo de datos se trata de conseguir tras bloquear la descarga directa de imágenes y videos. En esta actualización reducida, las fotografías y vídeos incluidos en los tuits aparecen borrosas y es el usuario el que decide descargarlas.

Sin embargo, la interfaz de Twitter no se modificado, ya que tan solo hace unos días la red hizo desaparecer los famosos huevos de los perfiles.

Los ingenieros de Jack Dorsey han cambiado la imagen por defecto para los nuevos usuarios con la intención de desvincular a los nuevos perfiles con los famosos trolls que se encuentran en la plataforma.