El aumento de la popularidad de las redes sociales provocó en 2016 un aumento del número de fallecidos al volante en Estados Unidos, según datos de la Administración Nacional de Seguridad Vial. Publicar en las redes sociales, enviar un whatsapp o incluso jugar con el smartphone ha provocado numerosos accidentes de tráfico.

Por ello, las autoridades públicas y las tecnológicas trabajan unidas para concienciar a la población de los riesgos del uso de estos dispositivos durante la conducción. Samsung se ha puesto manos a la obra y ha lanzado el Galaxy S8 equipado con la aplicación InTraffic Reply.

Esta app está diseñada para ayudar a las personas a evitar el uso de sus teléfonos durante la conducción de forma automática mediante el envío de respuestas predefinidas cuando está en movimiento.

Gracias a su configuración, el sistema utiliza el sensor GPS del smartphone para averiguar cuando se está conduciendo. Esto permite que las llamadas y los mensajes sean respondidos de forma automática, ya sea con una respuesta por defecto de “estoy conduciendo” o “una imagen animada, o un mensaje personalizado”.

Samsung, sin embargo, no ha aclarado qué pasará con la app si el viajero es un copiloto o simplemente viaja en transporte público. La aplicación se encuentra en fase beta en los Países Bajos, y se espera que llegue a la Play Store de Google en mayo.