En la localidad de Sarmiento Cristian continúa la causa contra Eric Burgos de 22, imputado como presunto autor del delito de abuso de arma. La Fiscalía lo acusa por disparar con un arma de fuego contra un soldado voluntario, en febrero del año pasado. La parte acusadora anticipó que solicitara que se le imponga una pena de tres años de prisión.

Primera audiencia

En la sala de audiencias de la Oficina Judicial de Sarmiento, tuvo lugar la primera de las audiencias del juico oral y público contra el joven imputado por abuso de armas.
El acto judicial fue presidido por el magistrado Daniel Pérez; el Ministerio Publico Fiscal estuvo representado por la fiscal Laura Castagno; mientras el acusado recibió el asesoramiento del abogado adjunto de la Defensa Publica, Gustavo Oyarzun.
En la oportunidad, Castgano presentó su teoría del caso y destacó que al finalizar el juicio lograría probar la autoría del sospechoso. También dijo que la pretensión punitiva de la Fiscalía sería de tres años de prisión.
A su turno, Oyarzun consideró que las evidencias que aportará el Ministerio Publico Fiscal no serán suficientes para derribar el estado de inocencia de Burgos. En consecuencia, resultará absuelto de la acusación en su contra.

Los hechos

Según consta en la acusación pública, el hecho investigado ocurrió el martes 16 de febrero del 2016, a las 16:30 horas, cuando la víctima, un soldado voluntario del Regimiento de Infantería Mecanizado 25, caminaba junto a su novia y un amigo, en inmediaciones de Plaza San Martin. En tanto, el agresor y su hermano, se desplazaban por la calle España entre Ameghino y avenida Ingeniero Coronel.
En esas circunstancias, Cristian Burgos, conducía un Chevrolet Corsa, color blanco, junto a su hermano Matías. Desde ese vehículo, el conductor habría disparado un arma de fuego calibre 22, contra el militar. La víctima recibió un disparo en uno de sus glúteos, con orificio de entrada y salida. El proyectil rozó la zona testicular, pero no provocó lesiones que pusieran en riesgo su vida.
Luego, se acercó a la dependencia policial para requerir ayuda y fue trasladado en una ambulancia al Hospital Rural.
Según los investigadores, el motivo de la agresión se fundamentaría en que la víctima mantenía una relación sentimental con la madre de los jóvenes.
En tanto, los agresores a bordo del automóvil fueron interceptados por la policía en la rotonda de las avenidas San Martin e Ingeniero Coronel.
Los testimonios de la primera jornada correspondieron al personal policial que tomó intervención en el hecho. También declararon las profesionales del Área de Criminalística de la Fiscalía, quienes detallaron las pericias efectuadas en la investigación.
Por último, se informó que por razones de agenda judicial y actividades de las partes, el juicio, continuara el próximo viernes 21 de abril. En esa fecha, culminaran los testimonios propuestos, lectura de pruebas y alegatos finales.