En el marco de la recientemente declarada Emergencia Hídrica, y bajo la premisa del cuidado de agua como consigna impartida a toda la comunidad, varios fueron los vecinos a los que autoridades municipales multaron por estar en infracción a la normativa que rige hasta el 18 de mayo.
La misma establece, entre otras cuestiones, la prohibición del “derroche de agua potable (uso excesivo, referido al necesario), o su uso no conforme al tipo de conexión correspondiente prestada por Servicoop, ya sea ésta de tipo domiciliaria, comercia, industrial” y fija que “las tareas de riego para humectación de calles son exclusivamente a cargo de la Municipalidad”.
En este contexto, más de treinta vecinos fueron infraccionados en lo que va de la semana, tras haberse constatado, por parte de inspectores de la Secretaría de Ecología y Protección Ambiental de Puerto Madryn (SEPA), que se encontraban utilizando el suministro de agua para actividades de riego y, principalmente, limpieza de vehículos particulares.

Regado de veredas

En diálogo con el Diario, el titular de la cartera de Ecología municipal, Facundo Ursino, indicó que “al momento, se hicieron 30 multas en la ciudad y se siguen haciendo” y precisó que las mismas, según su gravedad, ascienden a los 7 mil pesos en algunos casos.
Uno de los hechos más frecuentes tiene que ver con quienes residen en zonas que fueron abastecidas, de manera paulatina y por algunas horas, a través de la red de distribución de agua potable, y al percatarse de la presencia de agua en sus tanques, resolvieron llevar a cabo tareas habituales como el riego de veredas y el lavado de autos y camionetas, algo que no está permitido conforme a la disposición de la Emergencia Hídrica en Puerto Madryn.

Cómo es el procedimiento

Según lo detallado por Ursino, el miércoles, inspectores recorrieron el sector Sur de la ciudad, donde la Cooperativa había anunciado el reabastecimiento temporal de agua, al tiempo que el jueves de esta semana relevaron la zona norte de Puerto Madryn y, de manera gradual, controlarán el resto de los sectores de la ciudad, en vista de que se cumpla la Ordenanza vigente.
En cuanto al procedimiento, explicó que dos inspectores, a bordo del móvil de la Secretaría de Ecología, realizan el recorrido por las distintas zonas y, al constatar la infracción a la normativa, uno de ellos labra el acta correspondiente, mientras que el otro oficia como testigo; el acta se elabora a mano y en el momento, al tiempo que también se toman fotos para establecer un registro específico de la infracción cometida.
El vecino luego firma el acta, aunque en algunos casos se han negado a hacerlo, según mencionó Ursino, y posteriormente, el documento es remitido al Tribunal de Faltas de la ciudad, donde el infractor debe concurrir para realizar el correspondiente pago.
El secretario de Ecología indicó que, en su mayoría, las infracciones corresponden al lavado de vehículos, mientras que en unos pocos casos fueron multados vecinos que, ante la situación de la falta de agua potable, fueron vistos regando la vereda.

Abastecieron a la zona norte de la ciudad

La Cooperativa informó que, durante la madrugada del jueves, se continuó con el ciclo de apertura de los sistemas de distribución de agua potable por zonas. La zona abastecida en dicha ocasión fue la correspondiente a Norte. “Recordemos que estas aperturas se realizarán por pocas, pero suficientes, horas como para abastecer los sistemas de reserva de las viviendas que cumplen con las normas y reglamentaciones sanitarias vigentes”, afirmaron, agregando que el proceso es “absolutamente lento debido a la escasa producción del recurso de agua potable”.
En este contexto, apelaron “a la solidaridad y entendimiento sobre esta manera equitativa de distribución que se corresponde con la forma en que va siendo obtenida a raíz de la crisis hídrica; igualmente se mantendrá durante el día, la distribución de agua a través de los camiones cisterna dispuestos por el Municipio y adaptados por personal de la Cooperativa; también a través de los tanques fijos distribuidos en instituciones de la ciudad”.
Por último, indicaron que la logística y los lugares “seguirán siendo informados a través del Facebook oficial MuniMadryn” y recordaron que “el uso está restringido a solo consumo e higiene humanos, no está permitido lavar veredas, autos, regar patios u otras actividades innecesarias; sea solidario, si usted derrocha agua, está privando a otro vecino de tenerla”.