TRELEW – El hecho ocurrió delante de la madre, y afortunadamente no terminó en una tragedia. Ocurrió el pasado sábado, antes del mediodía, en una vivienda de modestas condiciones en donde los menores viven con su familia en el barrio INTA de Trelew. La Policía llegó al lugar con la información de que había un baleado. Desde la Comisaría actuante aclararon que la lesión que sufrió el pequeño de 10 años está calificada como de carácter grave y que fue inferida con un cuchillo del tipo “carnicero” en el “talón de Aquiles” del pie derecho. El episodio ocurrió antes del mediodía en la vivienda situada en la calle Paso de Indios al 4.200. “Fue un accidente de tipo doméstico; de dos menores, uno de cinco y el otro de diez años que jugaban con un cuchillo con el consentimiento de la madre, porque ella se encontraba en el lugar”, relató en declaraciones radiales el comisario Ariel González, titular de la Comisaría Tercera. “Es una lesión grave o gravísima. Hay que ver los resultados del examen que los médicos harán de la herida, del corte que sufrió, para corroborar si no le interesó de manera total el talón de Aquiles”, dijo y añadió: “Puede quedar con secuelas permanentes”.