Las redes móviles pueden servir como un indicador de desarrollo en un país. La comunicación a través de estas redes contribuye a la competitividad de las compañías, por ejemplo, debido a que estas permiten a las personas acceder más rápido a la información o enviar archivos de manera más sencilla desde sus dispositivos.

Una vez más, la compañía OpenSignal publicó su estudio ‘Global State of Mobile Networks’. Uno de los primeros indicadores tiene que ver con la velocidad global de los datos móviles en cada país. Este dato se extrae del análisis de las conexiones por datos móviles promedio que un usuario experimenta tanto en velocidad como en la disponibilidad de las redes 3G y 4G. Es decir, una red 4G LTE determinada podría tener muy buena velocidad, pero si esta no está disponible para los usuarios todo el tiempo, la velocidad global será menor.

Velocidad global de los datos móviles de países de Latinoamérica, EEUU y España

España: 17,14 Mbps
EE.UU.: 12,48 Mbps
Perú: 9,99 Mbps
México: 9,91 Mbps
Uruguay: 9,85 Mbps
Chile: 9,70 Mbps
Brasil: 8,82 Mbps
Colombia: 7,59 Mbps
Panamá: 7,03 Mbps
Ecuador: 7,00 Mbps
Argentina: 6,78 Mbps
Honduras: 6,77 Mbps
Guatemala: 6,60 Mbps
Nicaragua: 5,80 Mbps
República Dominicana: 5,75 Mbps
Bolivia: 5,51 Mbps
Paraguay: 5,46 Mbps
Venezuela: 3,45 Mbps
Costa Rica: 2,69 Mbps

Con respecto a las naciones con mejores conexiones, Latinoamérica se encuentra rezagada en cuanto a velocidad global. Por ejemplo, Corea del Sur cuenta con una velocidad global de 37,54 Mbps, y Noruega con una de 34,77 Mbps. En nuestros países, si bien las grandes ciudades cuentan con una infraestructura suficiente para garantizar una buena conexión a los usuarios, por fuera de estas la realidad es muy diferente. Esto, al final, afecta el indicador anterior.

La velocidad global depende no solo de la velocidad de las redes, sino también de la disponibilidad de estas

Existen, eso sí, casos en los cuales la velocidad sí es un factor determinante, como en Costa Rica, pues de acuerdo con el informe de Global State of Mobile Network de agosto de 2016, los usuarios cuentan con una conexión 3G y 4G cerca del 90,54% del tiempo.

Tiempo en Wi-Fi

Por otro lado, el estudio también incluyó el tiempo de conexión a redes Wi-Fi de las personas en los mismos países. Este dato no indica la cantidad de datos utilizados sobre las redes y solo refleja el tiempo de conexión a Wi-Fi, en vez de a redes móviles.

Como podemos ver, algunos países con buena velocidad global de redes móviles presentan también un gran uso de redes Wi-Fi, lo que significa que este tipo de redes continúa siendo una vía de conexión importante y no han sido reemplazadas por las redes móviles, sino que son complementarias.

España: 55,56%
República Dominicana: 54,48%
Argentina: 53,65%
Brasil: 53,48%
Venezuela: 51,85%
EE.UU.: 50,93%
México: 50,40%
Colombia: 49,15%
Uruguay: 48,27%
Ecuador: 47,05%
Honduras: 43,50
Panamá: 43,27%
Chile: 42,45%
Costa Rica: 34,87%
Nicaragua: 33,32%
Paraguay: 32,76%
Perú: 31,86%
Guatemala: 30,37%
Bolivia: 24,46%

Estos datos nos pueden ayudar a ver la importancia de mejorar la conexión de los usuarios a las redes tanto móviles como Wi-Fi, para garantizar una conexión constante de las personas. De hecho, en países con baja velocidad global de datos móviles como Venezuela o Argentina, el servicio de Wi-Fi sí es un buen complemento para garantizar una buena experiencia de conexión.

Fuente enter.co