Este fin de semana, Das Neves abrió la puerta política y ahora se sentará a esperar a los despechados, a los incrédulos, a los punteros históricos cansados del veletismo, y a todo el escurrimiento que considera puede haber en el espectro político de Chubut, cuándo la oposición tarde o temprano reedite las viejas rencillas que pulverizaron las aspiraciones de poder de Martín Buzzi en 2015.
Con el Frente Político y Social “Chubut Para Todos”, el líder amplía simbólicamente las huestes de su partido provincial “Chubut Somos Todos”, y deja el espacio para alianzas concretadas y por concretar.
“En este movimiento se va a generar un ámbito de discusión, de aportes e ideas” porque se necesitan “fijar objetivos claros, no para las próximas elecciones, para las próximas generaciones”. Calificó de inédito que adhieran más de 200 entidades civiles de distintos lugares de la provincia además de sectores políticos como el Frente para la Victoria, Pach, Polo Social, Partido Cultura, Educación y Trabajo, entre otros. El mitín fue el sábado en el Teatro Verdi de Trelew y isistió en considerarlo un “movimiento amplio”. Ante cientos de militantes de diversos lugares de la provincia y ante la presencia de funcionarios, legisladores, intendentes, jefes comunales, referentes de diversos partidos políticos, agrupaciones, vecinales, representantes de entidades sociales, culturales, deportivas y de cámaras de comercios e industriales, se leyó el documento sobre la conformación del movimiento con llevaba la firma de cada uno de los adherentes.
“Estamos viviendo una jornada que puede ser muy importante para el futuro de los chubutenses si somos capaces de saber interpretar el momento y en coincidir en los objetivos que nos tenemos que plantear para ir hacia adelante, para una provincia más próspera, de más iguales, donde no falte trabajo, donde si la renta es buena para los empresarios también sea bueno el salario de los trabajadores”.
Para Das Neves, el Frente político inaugurado, es “un salto de calidad” y señaló que “no es en desmedro de los partidos políticos, pero en una situación como esta se necesita celeridad en las respuestas y no perder las oportunidades que tenemos, es necesario generar un movimiento lo más amplio posible”.
Con la sumatoria, Das Neves zanja una encrucijada como la de banderías y las pujas discursivas e ideológicas, y resigna exclusividades y pertenencias para abrir el juego participativo. Tiene con que hacerlo, ya que lejos de promesas, ofrece insertarse a la gobernabilidad efectiva que posee con la gestión.
Por eso dijo que “me molesta cuando veo discusiones, debates, que parecen puterios, que hablan 30 o 50 años para atrás, pero aquel que está del otro lado del televisor no sabe cómo va a arrancar el día siguiente, y es eso lo que tenemos que pensar”.
“El Estado va a estar firme pero vamos a convocar a todas las mujeres y hombres, sean del sector que sean, porque este es un movimiento apartidario, que no quiere decir que el que es peronista deje de serlo, o el que es radical, o pachista deje de serlo”.
“No nos cambia la vida solamente tener una identificación política” y destacó que “a nosotros la gente nos votó en las últimas 9 elecciones en Chubut, y es porque confían en nosotros y es hora de que demos mucho más de lo que hemos dado hasta ahora”.
Agregó que “no soy nada conformista, soy duro y cabrero, pero soy de ir para adelante y sé que hay un ejército de chubutenses atrás que está esperando fijar los objetivos para que todos agarrados de la mano vayamos detrás de eso”.
“Tenemos que recuperar ese circuito virtuoso de nuestros viejos, que hablaban menos de lo que te hablan ahora, casi te marcaban el camino con la mirada” afirmó, y agregó que “tenemos que recuperar la cultura del trabajo entre todos, porque dignifica y engrandece a los pueblos”.
Al acto político lo avaló una proclama de intereses comunes que firmaron parte de los presentes. “Por todo esto los convocamos, a ser parte del núcleo constituyente y en permanente desarrollo del Frente Político y Social Chubut para Todos”, dejó claro el documento.

Adhesiones en Comodoro

El movimiento de base, Comodoro tuvo su réplica de la mano del vicegobernador, Mariano Arcioni, junto a un amplio acompañamiento de los funcionarios del gobierno y militantes de la zona sur en Comodoro Rivadavia. Lo ayudó el entusiasmo generado por un multitudinario asado familiar en las instalaciones del Parque Saavedra que fue el marco para la convocatoria.
Arcioni señaló que “nosotros buscamos que los vecinos se sumen para trabajar en este proyecto de unidad y ha quedado demostrado que quienes hablan y profundizan los regionalismo ya no tienen más argumentos. Nuestro gobernador responde con obras, con proyectos y ahí estamos parados todos nosotros”, dijo el vicegobernador.
“En mi caso, soy una persona que no ha llegado de la política al lugar que hoy ocupo y tanto el gobernador como los dirigentes de Chubut Somos Todos me han recibido con los brazos abiertos; ante esto debo ser agradecido y pedir que nos sigan acompañando”, reconoció Arcioni.
El vicegobernador jerarquizó a los militantes quienes “no deben dejar de gestionar, y queda claro con este tipo de respuestas de los comodorenses que la zona sur es protagonista en el proyecto. Que estamos incluidos y que ante una agresión vamos a responder con obras y hechos concretos. Es un año electoral, habrá mucha pirotécnica verbal y, ha quedado demostrado, que no debemos ser iguales porque muchas veces la miel no está hecha para la boca del burro” culminó el anfitrión.

Asistencias y ausencias

El vicegobernador Mariano Arcioni fue acompañado por gran parte del gabinete provincial de Comodoro Rivadavia, como son el ministro de Hidrocarburos, Sergio Bohe; el secretario de Trabajo Marcial Paz; la Diputada Nacional, Nelly Lagoria; la Concejal, Norma Contreras; el subsecretario de Regulación y Control Ambiental Ricardo Murcia; la subsecretaria de Producción, Sofia Bendayan, el representante del directorio de Petrominera, Rafel Cambareri, la delegada del Ministerio de Familia Alicia Dubreuil, la delegada del Ministerio de Gobierno, Ana María Custodio.
Además el delegado de Defensa Civil, Walter Flores; del Instituto de Asistencia Social René Tula; de Obras Públicas, Gerardo Aguilera; el Administrador del puerto, Favio Cambareri; el delegado de autotransporte terrestre, Gerardo Gaitan, del Centro de Documentación Rápido, Sergio Pérez; la directora del Área Programática Sur, Mariana Fernández, el delegado del IGJ, Juan Manuel Irusta, del Ministerio de Educación, Héctor Albornoz, y por la Secretaría de Trabajo Martín Batista y Elías Ponce, entre otros funcionarios. No estuvieron “Loma” Ávila, ni esta vez Ana Llanos, que si estuvo en el Valle.
En Trelew, hubo ruido por dos ausencias claves en términos electorales: Adrián Maderna que seguiría con indefiniciones partidarias, y Gustavo Mac Karthy, que tendría más necesidad de cartel y fuertes aspiraciones relativizadas ahora por los anuncios de continuidad de Das Neves, a la Gobernación en 2019. Ambos habrían justificado la necesidad de terminar de consensuar con sus grupos de base la integración o no al Frente oficializado. Habrá que ver…