“No podemos dejar de recaudar el impuesto a las ganancias”, advirtió el fundador de Microsoft, preocupado por la tendencia a reemplazar el trabajo humano por la automatización


El cofundador de Microsoft y filántropo Bill Gates declaró el viernes que si un robot reemplaza el trabajo de un humano, debe ser gravado a un nivel similar al que era el trabajador para permitir el financiamiento de otros tipos de empleo en el que las personas son irreemplazables.

“Actualmente si un trabajador tiene un empleo de 50 mil dólares anuales en una fábrica, ese ingreso es gravado. Si un robot viene a hacer lo mismo, se podría pensar en que el robot pagara impuestos a un nivel similar”, dijo Gates en una entrevista con la revista Quartz.

El magnate de la tecnología refirió que el mundo de los negocios quiere seguir haciendo todos los bienes y servicios que tenemos hoy en día, pero prescindiendo del trabajo humano, que a cambio debiera centrarse en áreas que están sufriendo como el sistema educativo y el cuidado de los ancianos.

“Todas esas son cosas en las que la empatía y la comprensión humana son todavía muy únicas y tenemos que lidiar con una inmensa escasez de personas para ayudar allí”, aseguró Bill Gates al tiempo que agregó “si puedes tomar ese trabajo que hacía lo que la automatización reemplaza, y tanto financieramente como en el entrenamiento y la realización esa persona puede dedicarse a otras cosas, entonces estás a la vanguardia”.

“Pero no podemos dejar de recolectar el impuesto a las ganancias, porque es en parte la manera en la que hemos estado financiando los actuales niveles de trabajo”, agregó.

Pero esta no es la primera vez que Gates se ha ocupado del reemplazo de la mano de obra humana por robots. En 2014, mientras hablaba en The American Enterprise Institute, dijo que la gente no está al tanto de cuántos trabajos están en peligro de ser reemplazados por la automatización.

“La sustitución de software, ya sea para los conductores o los camareros o enfermeras está progresando. La tecnología a lo largo del tiempo reducirá la demanda de puestos de trabajo, especialmente en el extremo inferior del conjunto de habilidades”, señaló uno de los hombres mas ricos del mundo.